Muchas personas que conviven con gatos habrán observado este extraño comportamiento, aunque habrá otras que no sepan de qué estamos hablando.

Cada gato es un mundo, pero en este caso no se trata de una cuestión de personalidad gatuna, sino de las características del comedero.

Muchas veces, nuestro pequeño felino empieza a pedirnos insistentemente más comida, y cuando nos disponemos a rellenarle el recipiente comprobamos con asombro que aún le queda alimento, pero que todo se acumula en los bordes, dejando un círculo vacío en el centro.

En estos tiempos en los que los gatos han conquistado internet, el plato con los bordes llenos de comida es una de las imágenes más recurrentes dentro de la supercategoría de memes de ‘lógica gatuna’.

Los bigotes de los gatos funcionan como sensores, son una de las principales herramientas que tienen para interpretar el mundo, y son tremendamente sensibles. Por esta razón, un comedero muy estrecho o con los bordes altos puede resultarle incómodo al animal, sobre todo a la hora de comer el alimento situado en la parte exterior, ya que sus bigotes pueden chocar con el recipiente y provocarle estrés.

Así que, si tu gato reclama comida antes de tener vacío su plato, no lo achaques a la lógica gatuna y búscale un nuevo comedero.

Información de muyinteresante.es

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.