Vecinos denunciaron los gritos del niño. Los policías al llegar a la vivienda se percataron de que el pequeño tenía la boca y la mejilla quemadas. 

Funcionarios de la Policía del Municipio Sucre, en el estado Miranda, detuvieron a una mujer que le quemó la lengua y los labios a su hijo por comerse una mortadela.

El periodista Román Camacho, especializado en la fuente de sucesos, informó que Egreisy Coromoto Guevara, de 31 años de edad, calentó una cuchara y se la puso en la boca al menor de 3 años de edad.

Lea también: Tres femicidios en menos de 24 horas reportan en Bolívar

Un habitante de la comunidad dijo a las autoridades policiales que escuchó los gritos de un niño y aseguró que vio las heridas en el rostro que le había ocasionado la madre, señaló el periodista en HispanoPost.

Cuando los uniformados llegaron a la vivienda observaron que el menor tenía quemaduras en la boca. Guevara explicó que su hijo se había comido una mortadela que tenía guardada en la nevera para el desayuno y que por esa razón, dijo, lo reprendió.

Lea también: 12 policías estarían implicados en la muerte de estudiante en Zulia

El pequeño también tenía una quemadura en el cachete izquierdo.

Se conoció que la mujer tiene una hija de 12 años de edad. La adolescente se había escapado a la casa de su abuela porque tenía problemas con su mamá. Presuntamente Guevara la mantenía limpiando la casa y la golpeaba cuando no lo hacía.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.