El Partido GENTE – Generación Independiente, entregó al Consejo Nacional Electoral CNE lo que consideran deben ser los requisitos indispensables para la realización de cualquier proceso electoral a futuro en Venezuela.

Noel Alvarez GENTE

En la comunicación entregada plantean, entre otras, la necesidad de convocar elecciones presidenciales y no sólo parlamentarias, la eliminación de la írrita “Asamblea Nacional Constituyente”, el derecho al voto de los venezolanos en el exterior, la observación por parte de la ONU, la OEA y la UE (además de la acreditación de organizaciones de observadores nacionales), la condena a las recientes declaraciones del General Padrino López, y la corrección de innumerables irregularidades que se han observado en los últimos procesos electorales que han minado la confianza de los venezolanos en el voto.

Lea también: TSJ suspende directiva nacional de Voluntad Popular y nombra nueva junta

A continuación, la carta enviada.

Caracas, 13 de julio de 2020

Señores:

Consejo Nacional Electoral, CNE

Su despacho. –

GENTE, Generación Independiente, organización debidamente autorizada para actuar como partido político, de conformidad con el ordenamiento jurídico venezolano vigente, plantea a través de este escrito, los requisitos que, según nuestro criterio, deben contar indispensablemente futuros procesos electorales:

1) La crisis política por la que atraviesa nuestro país es de tal magnitud que no se soluciona solo con la celebración de unas elecciones parlamentarias. En consecuencia, cualquier proceso electoral que se desee programar debe contemplar la realización de elecciones presidenciales – las cuales están pendientes – y parlamentarias en forma conjunta. Adicionalmente, según la ley vigente, cualquier proceso electoral debe ser convocado con un mínimo de seis meses de anticipación, cualquier otra convocatoria es írrita.

2) Para que unas elecciones de cualquier índole puedan ser imparciales, transparentes, libres y justas, debe ser desmontada, de forma inmediata, la írrita y perturbadora “Asamblea Nacional Constituyente”. Mientras este adefesio jurídico, (de cuyo resultado electoral ni siquiera el CNE da cuenta en forma pública) siga funcionando, todos los procesos comiciales serán un simple saludo a la bandera.

3) Cualquier alteración en el número de diputados a elegir no puede ser realizada ni impuesta unilateralmente por el CNE. En todo caso, ello tendría que ser objeto de modificación constitucional y de las leyes respectivas por parte de la Asamblea Nacional.

partido Gente

4) Es impostergable realizar la depuración del REP, cuestión que ha venido siendo exigida continuamente por nuestra organización y por otras organizaciones políticas.

5) Sin importar estatus legal en el país de destino, se debe garantizar el derecho al voto a todos nuestros compatriotas que, por razones políticas, económicas o sociales, se vieron en la obligación de emigrar al exterior.

6) Se debe garantizar el ingreso, la permanencia y la seguridad de los testigos electorales de las diversas organizaciones políticas en los centros electorales. Son innumerables los casos de agresiones y amenazas a los testigos sin que el ente rector haya corregido hasta el presente la situación, o que haya exigido que los miembros de las Fuerzas Armadas actúen debidamente para protegerlos.

7) Debe ser corregida la modificación arbitraria realizada a los circuitos electorales conocida con el nombre de “gerrymandering”. Los electores trasladados a otros centros deben ser restituidos a sus centros originarios de votación.

8) Debe terminarse la continua y abusiva utilización de los medios del estado para propaganda de la tendencia y de los candidatos oficialistas en detrimento de otros candidatos y tendencias diferentes.

9) Se debe garantizar la eliminación de los llamados “puntos rojos” y el consecuente mecanismo conocido como “carrusel electoral”, el cual vulnera, en forma determinante, el secreto del voto. Además, es necesario el regreso del uso de la tinta indeleble como elemento indicador de que el elector ya ejerció su derecho al voto.

10) Se deben limitar claramente las competencias y actuaciones del Plan República, antes, durante y después de cada proceso electoral.

11) Debe ser autorizada con suficiente antelación la observación internacional de todas las fases de los procesos electorales a través de organismos internacionalmente reconocidos, como la ONU, la OEA y la UE, además de la acreditación de organizaciones de observadores nacionales.

12) Se deben revisar las muy numerosas irregularidades observadas en relación con el voto asistido en varios de los últimos procesos electorales.

13) Exigimos claridad inmediata en relación con la total incertidumbre sobre el sistema automatizado de votación en Venezuela. La desaparición por incendio de cientos de máquinas y equipos de votación, la nula información sobre adquisición de nuevos equipos, la falta de transparencia sobre la empresa que manejará el proceso de votación y los resultados electorales después de la retirada de Smartmatic, y el manejo de los írritos procesos “electorales” de Julio 2017 (ANC) y Mayo 2018 son elementos que deben ser aclarados.

14) Condenamos la reciente imposición de juntas directivas exprés de algunos partidos políticos de oposición. Constituye un elemento que ahuyenta la poca confianza que la población demuestra frente al ente rector y, por extensión, a los procesos electorales.

15) Si lo que se quiere es incentivar la participación, deplorables declaraciones como las emitidas recientemente por el General Padrino López, deben recibir una clara condena por parte del CNE, ya que, contribuyen a incrementar el clima de desconfianza que ha rodeado los últimos eventos electorales.

directiva CNE partido Gente

16) Por último, no por ello menos importante, queremos puntualizar sobre el proceso letal del Covid-19 por el que atraviesa actualmente nuestro país, con el agravante que, en estos momentos, y no sabemos hasta cuando, nos encontramos en la etapa ascendente de la curva de contagios. Las características propias de un proceso electoral, en nuestro criterio, configuran el caldo de cultivo perfecto para la propagación del virus. Por tal motivo, la sana lógica aconseja, no realizar eventos que impliquen el desplazamiento y concentración masiva de personas.

En conclusión, para GENTE, Generación Independiente, cualquier evento electoral que se pretenda realizar en nuestro país, necesita la corrección de todas y cada una de las situaciones anteriormente detalladas con el objeto de que, al final, el resultado que se obtenga sea aceptado por todos los venezolanos.

Lea también: Acusan de «traición a la patria» a colaboradores de Guaidó por caso de oro venezolano

Los venezolanos no queremos solo votar. Queremos ejercer nuestro derecho a elegir. Queremos elecciones libres, transparentes, creíbles, competitivas y democráticas. Que cada uno de nuestros votos sea contado y sea respetado. Los venezolanos queremos vivir en democracia. No en una farsa supuestamente democrática.

Por la Mesa Ejecutiva Nacional

Noel Álvarez

Coordinador Nacional

GENTE, Generación Independiente /Nota de Prensa

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.