Aseguran que el uso de teléfonos está causando que crezcan cuernos en el cráneo de los jóvenes

cráneo jóvenes
Un estudio publicado el año pasado en la revista Scientific Reports notó la formación de estructuras óseas en la base del occipital, la parte anterior del cráneo, de 400 adultos de entre 18 y 86 años. Algo que es más frecuente entre los jóvenes. 

En la actualidad es común ver a una gran cantidad de personas, especialmente jóvenes, con el cuello doblado para mirar constantemente la pantalla de sus teléfonos.

Lea también: Un dispositivo israelí escanea y localiza mosquitos en habitaciones

Es conocido que el uso excesivo de dispositivos como computadoras, teléfonos y tabletas causa dolores en el cuello y espalda, (sin mencionar los posibles problemas oculares), sin  embargo, probablemente nadie se imaginaba lo que descubrieron científicos australianos: encontraron evidencias que sugieren que “cuernos” reales podrían estar creciendo en el cráneo de los jóvenes, debido al uso diario y constante de teléfonos inteligentes.

Investigadores de la Universidad Sunshine Coast en Queensland, Australia, han encontrado recientemente un crecimiento óseo en la base de los cuellos de los adultos jóvenes, que parece un cuerno que sobresale del cráneo. Según informa el Washington Post, los expertos atribuyen este nuevo crecimiento a la flexión consistente de la cabeza al usar teléfonos inteligentes o dispositivos de mano.

El trabajo de investigación analizó 218 radiografías de adultos jóvenes de 18 a 30 años y encontró que el 41 por ciento tenía un crecimiento óseo. Según el estudio, los hombres presentaban una prominencia más notable que las mujeres. El tamaño de estas protuberancias sugiere que tardaron mucho tiempo en desarrollarse, muy probablemente desde la infancia, por lo que si bien el uso de teléfonos inteligentes podría ser un factor vinculado, los investigadores dicen que podría no ser el único.

Ya se sabe que el uso constante de teléfonos inteligentes y computadoras puede causar una variedad de problemas, como túnel carpiano o tendinitis, además de lo que se conoce como “tech-neck” o cuello tecnológico, que hace que la curvatura normal del cuello se invierta, creando no solo tensión en el cuello sino también en la columna vertebral. Incluso nuestros ojos están trabajando más que nunca con toda la luz azul que recibimos de todo tipo de pantallas.

Lea también: Estados Unidos podría “matar” el nuevo sistema operativo de Huawei antes de su presentación

Si bien este tipo de problemas se manifiesta por el uso excesivo de dispositivos, el hecho de que científicos encontraran esos “cuernos” o protuberancias óseas reales creciendo en el cuello de jóvenes, es uno de los primeros ejemplos de que la tecnología literalmente está cambiando la evolución de nuestros cuerpos.

Fuente: digitaltrends

Deja un comentario